SweetXL
miércoles, 2 de marzo de 2016

Tiempo de comuniones

¡Hola!¿Qué tal? Sí, parece que fue ayer, pero ya han pasado casi 365 días, y las comuniones ya están con nosotros.


El pasado fin de semana, tuve la oportunidad de asistir a un evento organizado por El Corte Inglés, en el que los protagonistas eran los niños y su gran día.
Yo ya pasé con Adrián por ese momento, pero Óscar  viene detrás, así que tengo que ir cogiendo recortes. La moda en cuanto a comuniones se refiere, no es que cambie demasiado, pero siempre es bueno reciclarse.



La tercera planta del centro comercial de Mesa y López se llenó de niños y niñas con sus padres, para poder ver de cerca los modelos que más les gustaban. Y asesorados en todo momento por el equipo de Asesoramiento Personal de El Corte Inglés. Para mi, eso, es fundamental. Muchas veces vamos perdidos o a ciegas, y ellas se encargan de asesorarnos.

Además, contaban con la suerte de tener un fotógrafo profesional, en este caso, nuestra mitad del blog,  Eduardo Monzón, y pudieron hacerse una mini sesión con sus vestidos. Ni se imaginan las caras de ellos y ellas, pero sobre todo de ellas, cuando se veían vestidos.


Si hace unos años, nos volvimos "tan modernos" que implantamos el color en los trajes de las niñas, ahora mismo, lo que impera es la naturalidad y la suavidad de los tejidos. Los vestidos largos y nada vaporosos vuelven a escena. Atrás quedan aquellos vestidos de novias en cuerpos de niñas. El estilo boho también vuelve con fuerza, junto al ibicenco.

                                         




En cuanto a los "mini hombres", la sencillez también impera, pero quizá con menos fuerza que en las chicas. Todavía hay madres (aunque muchas dicen que son ellos los que lo eligen) que se resisten a desterrar al marinero, capitán y almirante. Pero se va viendo que poco a poco, que lo sencillo vuelve a predominar en las comuniones.



Yo pienso que al final, los niños y niñas tienen que ir cómodos. Es un día importante, sí, pero van a pasar muchas horas divirtiéndose. Ya tendrán tiempo de ser mayores. Pero bueno que es mi punto de vista. No soy yo nadie para meterme en la vida de nadie, pero es como lo veo yo. Quizá también es que yo soy más simple que nada vistiendo. No se me va la vida en tener unos Valentino o un bolso de Prada.






Pero ¿qué otra cosa nunca falta en una fiesta de niños?¡Lo dulce! Y en este caso pusieron el punto de azúcar, los chicos de Boutique Dulce Tartería. No había ni un rincón en toda la planta que no oliera a chocolate.


Me encanta el toque que Oti (la artífice de todo) pone en las tartas. Se nota la delicadeza en cada pieza. Y luego, no voy a hablar nada de como saben. Creo que lo dulce debería ser pecado. Bueno no, que ¡viva lo dulce!


Tenían un montón de propuestas para todo tipo de mesas dulces, y sobre todo, lo que más me gusta a mi, es lo artesanal que es. Sí, cuidan todos los detalles, pero la materia prima, es lo primero que cuidan, y les puedo asegurar que el bizcocho sabe a huevo de verdad. Para mi, lo fundamental es que se cuide lo de dentro, porque el fondant puede ser precioso, pero si no se cuida lo de dentro, masa y relleno, nada se puede hacer. Y les aseguro que ellos lo han cuidado.





Bueno, ya con todo esto les ha quedado claro, o casi, que es lo que se va a llevar este año para las comuniones ¿no?


Ya saben, un buen fotógrafo, para recordar ese momento durante toda la vida, un buen modelito y un dulce que nos termine de endulzar el gran día de nuestros pequeños.

¿Cómo pueden contactar con ellos?

Eduardo Monzón: 610 750 124
Dulce Tartería: 670 862 165

El Corte Inglés: 3ª planta de Mesa y López,18

2 comentarios:

¡Anímate a compartir tu opinión!